Mediante una combinación adecuada entre el vino y la comida, la experiencia de degustación para el paladar es mucho más placentera.

Es lo que se conoce como maridaje, que consiste en la unión entre un determinado alimento y vino para sacar lo mejor de cada uno. Una experiencia que no puedes desaprovechar cuando comas comida japonesa.

Por ello, hoy queremos contaros cuáles son los mejores vinos para maridar la comida japonesa y que en tu próxima degustación, la explosión de sabores sea mucho mayor.

 

¿Qué vinos combinan mejor con la comida japonesa?

Dependiendo de los ingredientes y cocinado del plato, el tipo de vino que maride mejor será distinto.

Por ejemplo, los vinos blancos secos ligeros son el complemento perfecto para langostas a la plancha, langostinos, gambas y mariscos en general. Mientras que los vinos tintos jóvenes maridan muy bien con carne de ternera, verduras y sopas con base de carne.

Teniendo en cuenta esta información y que la comida japonesa suele componerse de arroz y marisco, podemos decir que los vinos blancos le van muy bien. Sin embargo, en esta cultura gastronómica también encontramos platos con carne y verduras como el yakisoba, compuesto por fideos fritos con cerdo y verduras o los yakitori, brochetas de pollo al grill, por lo que el vino tinto también entraría como opción.

 

6 Sugerencias de maridaje en platos japoneses

Nuestra primer plato no podría ser otro que el famoso sushi, el referente de la comida japonesa. Es cierto que existen muchas variedades de sushi, pero en esta ocasión vamos a recomendarte el Semsum 2 como apuesta segura

Para el Tataki de atún, un vino tinto jóven como el Umbría es la mejor opción.

El Shiioyaki consiste en un salteado de salmón. Por lo que va genial con un Adaras Lluvia, un blanco ligero con toques frutales.

El Yakisoba, fideos fritos con cerdo y verduras, van perfectos con un tinto joven debido a la carne de cerdo. Para estos recomendamos un Tilenus Vendimia, también en versión ecológica

Las masas hervidas rellenas de carne conocidas como Gyozas van perfectas con un tinto joven como el MO Salinas Monastrell.

Finalmente, para los Yakitori, brochetas de pollo hechas al grill. Recomendamos un rosado fresco como Alagú Forcallat.

 

¿Tienes alguna sugerencia? ¡Cuéntanos en los comentarios!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.