Tomar una copa de vino en una sala repleta de flores con música lenta de fondo, posiblemente, sea la definición de cielo para muchos. Y es que, aunque esta combinación parezca sacada de una película romántica, las rosas y el vino llevan más de un siglo unidos por un motivo muy distinto.

Las bodegas reciben centenares de visitantes al año, que durante sus escapadas enológicas ven nuestros viñedos como una parada obligatoria del viaje. Allí la primera pregunta por excelencia a la que han de responder los guías es: ¿qué hacen unos rosales plantados junto a las vides?

El origen de este hecho se remonta a 1851, cuando el hongo Oidium tuckeri procedente de Inglaterra se propagó a un ritmo vertiginoso por las plantaciones de toda Centroeuropa. En menos de dos años, las esporas afectadas habían transmitido el hongo y acabado con la mayor parte de los viñedos europeos.

En aquella época, los monjes que vivían recluidos en los monasterios de la Borgoña francesa elaboraban el vino para sus misas y cultivaban rosas en sus terrenos. Fueron estas últimas las primeras afectadas tras la llegada del hongo. Los religiosos que estudiaban la tierra y todas sus propiedades descubrieron el método para que una invasión de tal magnitud no les pudiese sorprender de nuevo.

Desde entonces los enólogos recomiendan plantar rosales junto a los viñedos como fórmula de prevención, pues las manchas en los pétalos desvelan cualquier síntoma de plaga. Un sistema que siempre consigue sorprender los amantes del vino durante sus visitas a las bodegas MGWines. Ya que, en el último año, el sector de enoturismo ha conseguido crecer en un 17%, convirtiendo las escapadas enológicas en una de las alternativas a las tradicionales vacaciones.

Y es que, aunque no estén en una habitación con la luz tenue y el ‘I will always love you’ de la desaparecida Whitney Houston no suene de fondo, para quienes disfrutan de las escapadas enológicas, esto también es lo más parecido al cielo.

Visita nuestras bodegas MGWines

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.